Seitán en MyCook (y sin ella)

Y entonces, llegó Claudia y me cambió la vida seitanera para siempre. Claudia es que siempre llega y de pronto, dices: esto por qué no se me ha ocurrido. Es decir, por qué no se me ha ocurrido que la MyCook cuece al vapor. Por ejemplo. O que amasa. Digo. Porque yo, si la receta no pone “para MyCook”, es que no la uso. Así que el 90 por ciento de las veces, la utilizo para hacer salsa de tomate (que, por cierto, es la mejor salsa del mundo y la he actualizado para eliminar algo de sal y toda el azúcar, porque para qué vamos a usar azúcar habiendo dátiles Medjoul en esta vida). Pues eso: que llegó y comenzó a colaborar con MyCook Recetas, cosa que ya sabréis si estáis suscritos al blog, porque he mandado un correo contándolo, y colgó esta receta de seitán. Y entonces yo me dije: voy a hacerla. Y la hice, pero tuneándola, porque yo ya tuneo. Poco, pero tuneo. Y porque, cuando fui a echar mano del ajo en polvo, se había acabado. Así que le metí ajo normal, del que tiene dientes. Se hace en un pispás y, en los 45 minutos que tarda en cocerse al vapor, yo limpié los areneros de los gatos, la habitación de los gatos y me hice un café. Y además, como tenía caldo vegetal casero descongelado y ese caldo solo dura tres días, pues hice más seitán, que nunca viene mal tener ahí para un ragú o… o para otro ragú.

Ingredientes para 2 raciones de las mías, poco más o menos:

  • 150 gramos (1 taza) de gluten
  • 115 gramos (1/2 taza) de caldo vegetal
  • 65 gramos (1/4 taza) de salsa de soja
  • 15 gramos (3 cucharadas) de levadura nutricional
  • 30 gramos (2 cucharadas) de aceite de oliva
  • 4 dientes de ajo picados
  • 30 gramos (1 cucharada) de tomate concentrado
  • 1/2 cucharadita de cebolla en polvo
  • 1 cucharadita de hierbas de Provenza

Preparación:

Pon el gluten, la levadura nutricional, el ajo picado, la cebolla en polvo y las hierbas de Provenza en el vaso de la MyCook y mezcla 5 segundos a velocidad 5. Agrega el caldo, la salsa de soja, el aceite de oliva y el tomate concentrado y pulsa, durante 1 minuto, el botón de Amasado. Algo de la masa, poco, se puede pegar a las paredes. Es tan fácil como sacar el seitán, raspar las paredes y darle unas vueltas con las manos. Depende de lo compacto que sea tu seitán, porque no todas las marcas de gluten absorben la misma cantidad de líquido.

Deja reposar el seitán para que el gluten se desarrolle un poquito más. Mientras tanto, lava el vaso de la MyCook y ponlo todo de nuevo. Llena con casi un litro de agua y coloca el cestillo: si ves que hay agua que sobresale por el cestillo, vacía el vaso un poco, porque queremos cocer al vapor y el agua no puede tocar el seitán. También puedes usar caldo vegetal para cocerlo al vapor, pero yo uso agua y voy que me mato. Pon el seitán en el cestillo y programa 45 minutos a 120ºC y velocidad 3. Deja enfriar (yo lo dejé en el mismo cestillo, tapado, porque si no, la superficie se seca). Ya tienes tu seitán para picar, hacerlo filetes con una salsa, usarlo en hamburguesas y lo que quieras. Como queda como una bola del tamaño del vaso, lo puedes cortar en filetes anchitos fácilmente.

No tengo MyCook ni Thermomix ni similar:

Es tan fácil como mezclar en un bol el gluten, la cebolla en polvo, la levadura nutricional y las hierbas de Provenza. En otro bol se ponen el caldo, la salsa de soja, el tomate concentrado y los ajos picados y se remueve bien para que el tomate se disuelva. Ahora, añádelo al bol donde está el gluten y revuelve con una cuchara de madera. Cuando esté todo integrado, amasa unos 3 minutos, deja reposar 5 minutos, vuelve a amasar otro poco, haz una bola y ponlo a cocer, envuelto en papel de aluminio, en una olla con un cestillo o en un cocedero de vapor, durante 45 minutos. Ya está listo.

Para suscribirte...
Muchísimas gracias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Estoy harta de spam... :) *