Cocido extremeño

¿Os acordáis del chorizo de hace tres días? Si no os acordáis, revisad vuestra memoria, porque está recién publicado… Pues bien: lo vamos a usar para un cocido. Los lectores de este blog saben (y si no lo saben, aquí lo explico) que yo no he dejado de comer carne porque no me guste. De hecho, ojalá hubiera algo que fuera, en textura, igual que el chorizo (que no lo hay) e igual, sobre todo, que el tocino cuando se deshace en la sopa. Porque yo, señores, me alimentaría de cocido. Así que aquí está, sacada también del Vegan Spanish Cooking, la receta del cocido madrileño. En el libro, obviamente, le añaden patatas y col. Pero el cocido extremeño, el de mi casa, no tiene ni patatas ni nada. Solo los garbanzos. Lo que ocurre es que, por aquello de hacer un mix, yo le añadí zanahorias también. A ver: en algunas casas de Andalucía y de Extremadura, al cocido se le añaden tanto patatas como zanahorias. En la mía la cosa era así: primero, sopa de fideos. Luego, garbanzos con el caldo rojo del chorizo. Pero sin el chorizo. Cocidos a fuego lento con tocino fresco, tocino añejo, chorizo, morcilla, un trozo de ternera, un hueso de jamón con mucho jamón y un trozo de pollo.

Pero yo ya no como animales, así que le eché zanahorias. Y no le puse patatas porque no congelan bien.

Ingredientes para 7 raciones de las mías:

  • 4 tazas (1 litro) de un buen caldo vegetal
  • 1 cucharada de aceite de oliva
  • 1/2 cucharada de pimentón dulce o agridulce de La Vera
  • 225 gramos de garbanzos secos puestos a remojo toda la noche
  • 3 zanahorias peladas y en rodajas
  • 1/2 cucharadita de sal
  • 210 gramos de chorizo
  • Aceite de oliva para freír el chorizo

Preparación:

Escurre los garbanzos y ponlos en una olla. Añade el aceite y el pimentón, incorpora el caldo y ponlo a fuego alto para que hierva. Una vez que hierva, tapas la olla, bajas el fuego y lo pones a fuego medio-bajo (en mi vitrocerámica, que llega hasta el 9, yo lo pongo en el 3). Ahora pon el temporizador o la alarma del móvil una hora y media más tarde. Cuando lleve cociendo una hora y media, los garbanzos deberían estar hechos y blandos, pero aún enteros. Pero tendrás que ir comprobando, porque cada clase de garbanzos es un mundo y algunos tardan más que otros.

Agrega la zanahoria pelada y en rodajas y deja cocer 20 minutos más. Cuando las zanahorias lleven cociendo 10 minutos, corta el chorizo en rodajas y fríelas con un pelín de aceite de oliva. Incorpora al caldo de los garbanzos y sirve.

Para suscribirte...
Muchísimas gracias

2 thoughts on “Cocido extremeño

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Estoy harta de spam... :) *