La pastelería vegana – Cómo tener éxito con tus cupcakes. Capítulo XII

Imagen de Vectorizados.

Los cupcakes no son más que tartas pequeñitas: magdalenas apetitosas decoradas maravillosamente (¡o no! según te salgan) para las que hay que seguir algunas reglas si quieres que salgan perfectas:

  • Prepara tus moldes justo después de encender el horno para precalentarlo. Cuando tengas la masa lista, han de estar perfectamente colocados y, si son de aluminio, bien engrasados.
  • Para rellenar los moldes más fácilmente, puedes usar una cuchara de galletas o de helados de las que tienen muelle para expulsar la bola de helado o la masa de galletas. Así podrás medir bien la masa. Si no, usa una cuchara normal.
  • No llenes en exceso los moldes. Son cupcakes, así que no queremos que suban mucho para poder decorarlos bien. Llénalos 2/3 o 3/4 partes de su capacidad.
  • Cuando los cupcakes estén horneados (cosa que sabrás introduciendo un palillo en el centro: si sale limpio, es que están listos) déjalos enfriar en el molde un par de minutos. Luego pásalos a una rejilla para que no se humedezcan.
  • Cómprate un termómetro de horno. Evitarás sustos.
  • Los cupcakes han de estar completamente fríos antes de comenzar a decorarlos, a no ser que la receta diga lo contrario. Si no lo dice, hay que esperar. De lo contrario, será un desastre.

Alma, de Objetivo Cupcakes, nos ofrece en este post unos consejos inmejorables también. Tened en cuenta que su pastelería no es vegana.

Para suscribirte...
Muchísimas gracias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Estoy harta de spam... :) *